Publico en las gradas!! =D

jueves, 5 de septiembre de 2013

Round #7 La forma en que brillas

Ignacio Fumado Alusinesco era un escritor favorito de mi mamá era un hippie legendario que estaba en la ayuda del alma espiritual y todas esas cosas, muchas de las frases que mi madre decía o aspectos de su ideología eran por él también. La forma en que nos educaba se debía a un libro escrito por Ignacio ahí daba consejos a las madres en busca de que sus hijos tuvieran un buen camino espiritual con la vida.

Rosalia: ahí él dice que para tener una buena interacción con nuestros hijos se les debe dar un poco de libertad soltar la correa que a veces los padres atamos y dejarlos respirar un momento cosas de la vida por si solos.
Tu: pues si eso dice él…-no muy convencida.

Después de eso subí a mi habitación, me di un baño y me coloque mi pijama. Tenía mucho  sueño y además me sentía algo cansada.

Los días pasaron y la escuela llegaba de nuevo y con ella nuevas noticias y problemas ya que el martirio de peleas comenzaba de nuevo para ti.


Capitulo 7


Te levantas muy apenas algo desganada, te bañas, vistes y guardas tus libros. Al bajar a desayunar te encuentras con alguien especial que querías ver desde hace mucho

Tu: ¡¡PAPI!! -sonreíste muy feliz-
Tupp: ¡mi pequeña niña! -sonríe.

Corres y le das un gran abrazo que el recibe muy feliz mientras tu mamá les servia el desayuno sonriendo al ver a su familia feliz de nuevo y juntos.

Tu: te extrañe mucho ¿Cómo te ha ido?

Separándote de él y sentando a un lado suyo de la mesa para desayunar
Tupp: muy bien hija trabajando duro para ustedes

Decía tomando tu mentón suavemente mientras sonreía

Tu: ¡wao! Yo se que si papi ¿las cosas en la fabrica han ido bien? ¿Algún aumento de salario o de puesto?

Decías con un tono de seriedad y mucha madures como si fuera un platica de adultos

Tu pp: aun no mi pequeña niña empresaria ya queriendo crecer, pero ya veras que 
pronto estaremos mejor

Mi papá era mi ídolo, es el padre que todas desearían tener. Comprensivo, amable, liberal pero eso si estricto con los estudios, pero sabes que con él puedes contar para lo que sea y hablar libremente de cómo te sientes y él te escuchara.



Sí, mi papi. Lo amo con todo mi corazón siempre me consiente porque soy su pequeña niña, siempre me lo ha dicho. Desde que nací mi mamá dijo que él siempre había querido tener una niña para tener a su reina y princesita.

Miraste el reloj que estaba en la pared y ya faltaba poco para entrar a clases

Tu: ya me tengo que ir a la escuela –preocupada- Mamá ¿y Georg?
Rosalia: aun no baja hija, quizás se volvió a quedar dormido
Tu: ¡ay no! Se me va a hacer tarde! –aun mas preocupada.
Gregorio: no puede ser, ese muchacho flojo cómo que aun no se levanta. Si no baja iré a despertarlo a cubetazos de agua –molesto.

Pero de pronto ven que Georg viene bajando las escaleras con cara de adormilado

Tu: ¡apúrate! -chillaste enojada- se nos hará tarde y tengo que mantener mi puntualidad
Georg: si...si claro –adormilado-
Rosalia: ten hijo tomate este vaso de leche para que no tengas el estomago vació

Le da el vaso con leche mientras Georg lo bebe

Gregorio: hijo deberías aprender a tu hermana. Mira que te gana levantándose temprano recuerda que eres el hombre de la casa cuando yo no estoy, tú debes de cuidar a tu madre y hermana menor
Georg: lo se papá solo que ayer me desvele…
Tu: de seguro por andar de calenturiento con chicas dejadas –enojada reprochaste.
Rosalia: ¡(tu nombre)! ¿Qué es ese vocabulario señorita? –seria.
Tu: ¿Qué? Pero si es la verdad mamá –sorprendida.
Gregorio: aunque así lo sea hija, muy bien sabes que una señorita como tu, no debe andar con ese tipo de palabras tan vulgares –serio pero no enojado.
Tu: ok –miraste con pucheros hacia otro lado.

Después de que Georg terminara de beber su leche, toman sus mochilas, se despiden de sus papás y antes de que Georg se fuera tu padre le da dinero para que a la hora del receso coman algo nutritivo.

Ya en la calle….

Tu: ¿que te dio papá? –curiosa-
Georg: dinero para que comamos juntos. Así que ya sabes, nos vemos en la cafetería si no llegas temprano me comeré todo
Tu: ¡no se vale! –berrinche- no seas así Georg es para los dos –asustada.

Y se fueron todo el camino peleando tu hacías berrinches por como te trataba Georg y él te ignoraba diciendo que él mandaba por ser el mayor.
Ya en su escuela entras al salón y ahí ya estaba Liz, vas y te sientas frente a ella.

Tu: buenos días -sonríes-
Liz: hola (tu nombre) ¿como amaneciste?
Tu: bien, hoy vi a mi papá después de no verlo en varios días
Liz: que bien, según se, tu lo quieres mucho ¿no?
Tu: sí, es el mejor papá del mundo –sonreíste- y me encanta que cuando esta en casa me consiente –carita de gato mimado-
Liz: jeje y…¿a tu hermano? –sonrojada-
Tu: -te encojes de hombros- con él es mas estricto ya que dice que si él no esta, Georg se debe hacer mas responsable y cuidarme a mi y a mi mamá
Liz: oh, que bien –mordió su labio nerviosa.
Tu: pues sí ¿que mas le hago? es mi hermano desgraciadamente dios me castigo con eso ya sabia yo que mi vida no podía ser tan perfecta –miraste desinteresada a otro lado.
Liz: pero si tu hermano es muy lindo –susurro tímida.
Tu: ¿enserio? –super sorprendida.
Liz: bueno –tímida- a simple vista alguna gente lo dice
Tu: “alguna gente” –sospechando-
Liz: ¡cierto! Hoy nos toca clase con los kaulitz

Cambio de tema porque sabia que tu harías toda tu investigación policíaca por sobre su amor secreto hacia él

Tu: ¡pf! si no fuera por la existencia de Tom, todo lo demás seria genial
Liz: porque solo seria tu hermoso Bill –sonríe.
Tu: sí –sonreíste derrochando de amor- Ay, Liz. Es que simplemente ese chico me encanta –terminaste de sonreír para después tomar rostro serio- no como esa cosa que lleva por hermano, que es todo lo contrario. Un mujeriego que se las da con todas como si fuera el mas guapo del mundo –rolaste los ojos “asqueada”-
Liz: pues sí, pero ay veces que ‘caras vemos, corazones no sabemos’ quizás él sea así por algo –tranquila comento.
Tu: ¡¿Cómo que por algo?! –Exaltada- La única explicación que le encuentro es que se le cayó a su mamá de chiquito y el golpe le apago las neuronas dejándolo todo baboso –mirada asesina.
Liz: -te miro como si no te comprendiera- mejor no digas, porque podrías terminar con alguien así. Ya sabes el karma
Tu: ¡ay no! –te asustaste- ¡toco madera!

Y tocaste la mesa del banco que era de madera para que la mala suerte se fuera.
Miraste hacia la puerta de entrada y ves que entra Tom instantáneamente tu ceño se frunce al verlo engreído como siempre, pero detrás de él venia Bill con sus sonrisa tranquila y angelical que hacia que todo tu enojo desapareciera instantáneamente.
Lo mirabas embobada hasta que Liz paso su mano por tu cara para que reaccionaras

Liz: (tu nombre)… de nuevo te fuiste
Tu: ¿eh? Ah? Perdón es que lo vi y…-te fuiste de nuevo.
Liz: sí, lo se. Pero no entiendo por qué nunca le hablas, se ve que Bill es super buena onda y además él te habla, no creas que no los he visto
Tu: ya se Liz pero no se, no me siento segura además que pena ¿de que le hablo? No conozco mucho de él aun y no quiero parecer una tonta frente a él
Liz: no creo pero yo digo que te prepares –mirando detrás de ti.
Tu: ¿Por qué? –Pánico-
Liz: por que viene hacia acá –ríe.
Tu: ¡ay no! ¡Ay no! –aun mas pánico  ¿No tengo baba? ¿Lagañas? ¿Algún cabello suelto? ¿Algo? –Desesperada por respuestas-
Liz: no, tranquila. Te ves bien

Después esperas con esa tensión y cosquillas dentro de ti. Cuando escuchas su vos y te giras a verlo con cautela

Bill: hola (tu nombre) -sonríe tierno.
Tu: ho…ho..hola Bill –tartamudeaste.
Bill: ¿Cómo amaneciste? –tranquilo y sonriente.
Tu: bien –cara de tomate bajando tu mirada- ¿y tu?
Bill: bien, tengo aun un poco de sueño, pero soportare. –Sonríe- Se que eres una buena compañera y me despertaras por si me quedo dormido ¿verdad? –sonrisa coqueta.
Tu: am..sí…compañera –desilusionada.
Bill: oh, lo siento Liz, ¡hola! A ti también
Liz: -rie- no importa Bill, yo se muy bien que con la que querías hablar era con mi amiga –sonríe acusándolos-
Tu: ¡LIZ! -reclamas apenada-
Liz: es la verdad ¿a poco no Bill? –cejitas.
Bill: pues la verdad…-sonrojado.
Tom: ¡hey bill! ¿Qué haces allá?
Tu: {y tenia que interrumpir el idiota, ¡siempre tiene que arruinarlo! Es como si tuviera una alarma que no dejara que Bill y yo habláramos…}
Bill: am...aquí me sentare
Tom: ¿con la cucaracha esa? –levanto una ceja.

Lo miras con odio

Bill: Tom deja de molestar –serio- y sí aquí me sentare
Tom: bueno, como quieras

Y Tom se sienta junto a las chicas “bonitas” del salón. Todas eran unas ofrecidas con los gemelos, ya que eran los populares de la escuela pero solo Tom les hacia caso. Muchas rogaban por Bill, pero él era mas reservado y a las pocas mujeres que les hablaba era a mi a mis amigas, una que otra chica y su mamá.

Tu: Wao… ¿tu hermano siempre es así de pesado?
Bill: las 24 horas del día, los 365 días del año –risita.

Sonreíste con él debido a su broma, te encantaba ver las sonrisas de Bill ya que eran coquetas y sinceras, además de lindas

Bill: oye (tu nombre) la otra vez no pude decirte algo porque mi hermano nos interrumpió pero…-nervioso.
Tu: ¿si? –te acercaste a escucharlo con atención.
Bill: quizás…nosotros…podríamos…-sonrojado.
Tu: ¿aja? {¡dilo! ¡dilo! Por el amor de dios ¡dilo!}
Bill: pues…-mordió su labio.
Xxx: saquen sus libros de álgebra en la pagina 101 rápido

Y el maestro acaba con tu ultima vela de esperanza. Bill y tu miraban al profe que acaba de entrar. Solo dieron una media sonrisa de inconformidad para después sacar sus libros.

Maestro: bien muchachos hoy hablaremos de…
Tu: {¡Uish! ¿Por qué el mundo se empeña en separarme de Bill?! ¡no se vale! ahora ya no sabre que es lo que me quería decir –lloraste en tus adentros.}

Las clases transcurrieron y a la hora del receso saliste rápido para alcanzar a Georg. Le dijiste a Liz y Nadia que en la cafetería las verías.

Al llegar lo buscaste entre todos y cuando lo viste estaba en una mesa con su celular en mano

Tu: ¡ay! –respiraste profundo- ¡fiu!…ya vine -cansada de correr-…uf….
Georg: vaya por fin ¿Qué vas a querer? –te miro.
Tu: una hamburguesa con papás –sonreíste- y soda
Georg: ok, ahorita vengo

Sonreí con el asintiendo, Georg seria un estorbo, baboso, cabezota y a veces muy molesto. Pero siempre que solo eramos él y yo trataba de cuidarme. ¿Que puedo decir? esta bien que nos tratemos mal pero aun así seguimos siendo de la misma sangre y mamá y papá siempre nos inculcaron que si ellos llegaban a faltar, no estaríamos solos, porque nos teníamos el uno al otro.

Estabas mirando como alguna gente entraba y salía del lugar. Después tomaste tu celular y miraste algunas cosas, levantas tu mirada y ves a Bill hablando con una chica rubia y bonita. Él hablaba y hablaba pero a la vez sonreía y miraba hacia todos lados como viendo que sucedía a su alrededor. Ella reía con él, porque le había dicho una broma. Instantáneamente sentiste el sentimiento de los celos dentro de ti

Tu: { ¡¿Quién es esa?!  -ceñuda- y ¿Por qué esta tan confianzuda con Bill?! ¡Uish! Solo 
eso me faltaba}

Despues ves como se despiden. Ella se va y Bill busca a alguien conocido con la mirada Agachaste la mirada para que no te viera que lo veías pero después de unos segundos escuchaste su voz pidiéndote permiso para sentarse

Bill: ¿me puedo sentar? -sonríe-
Tu: {claro que si mi vida, tu haz lo que quieras. Si quieres también seamos novios} claro Bill con confianza –sonreíste.
Bill: Que bien que estuvieras aquí, a Tom lo perdí de vista hace un rato –pucheros de tristeza- y ya no se de él –perdido-
Tu: debe estar con alguna chica –fría- oh, disculpa casi olvido que es tu hermano, disculpa –arrepentida de tu frialdad.
Bill: no te preocupes, muy en el fondo se que es verdad y él mismo se ha ganado esa imagen
Tu: si…
Bill: oye (tu nombre) lo de hace rato. No alcance a decirte pero quiero decírtelo ahora
Tu: si claro –sonreíste.

Te acomodas mas atenta a él

Bill: bueno quería ver… si podíamos ir solos tu y yo a la feria…
Xxx: ¿feria? ¿Qué feria?

Bill  y yo nos sorprendimos al oír la voz de Georg apareciendo de pronto.

Bill: pues la que vino…al pueblo…-nervioso sobando su nuca.
Georg: ¡Waaaoo! Vamos ¡yo quiero ir! –sonríe.
Tu: pero solo eramos Bill y yo –mirada asesina.
Georg: ¡¿solos?! –respondió enojado.
Bill: bueno Georg es que…-sonrojado y nervioso.

Georg miro a Bill como queriendo asesinarlo. La venita que tenia en su frente se repinto aun mas, debido a que tu hermano no le gustaba verte sola con chicos. Era sobre-protector en esos casos.

Tu: ¡Ay! Georg no empieces. Además es Bill, tu amigo
Georg: por eso mismo –miro aun mas feo a Bill-las ferias son…
Xxx: ¿feria que feria? ¿De que hablan? –apareciendo de la nada.
Georg: nada Tom –sonrió con maldad- solo que tu hermano nos invitaba a la feria que vino ¿verdad Bill? –disfrutando echarles a perder la cita.
Tom: Waaooo ¿enserio vamos? ¡Quiero ir! Anda Bill vamos, anda hermanito ¿si? –ojitos rogones-
Bill: pero es que…
Tom: ¡yo quiero ir a la feria!
Nadia: ¡me apunto! Yo también quiero. Vamos Liz será divertido
Liz: bueno –sonríe.

Y de pronto Bill y yo nos vimos rodeados por todos nuestros amigos hablando a que juego se subirían y a que hora nos veríamos.

Tu: {se suponía que seria una cita con Bill ¡Uish! El tarado de Georg la tuvo que regar toda Era mi gran salida con Bill ¡no se vale! }

Después miraste a Bill preocupada y él solo te sonríe, con ese rostro tan pulcro  delicado y tranquilo.

Llegas a casa después de un largo día  Te sentías feliz de saber que verías a Bill en la feria. Lo malo es que irán otras 5 almas con ustedes.  Entras y como siempre sola, tus papás se habían ido a trabajar. Después de hacer tus deberes subes a tu habitación. Era pequeña pero la amabas, ya en tu escritorio sacas tus libros y libretas. Ya cuando terminas miras por la ventana que el sol comenzaba a ocultarse fue entonces que sacaste aquel pequeño libro. Tu amigo secreto, el que escuchaba todo de ti pero nunca decía nada.

“Querido diario, hoy por fin día se cumplió uno de mis tantos deseos. Bill Kaulitz el chico mas lindo del colegio *w* me invito a una cita…bueno supongo que es una cita…ojala que sí :/…pero no lo se. Aunque mi hermano, mis amigas y los amigos de él interrumpieron nuestra platica y ahora tendremos que ir junto con ellos. Pero sabes Bill me dijo al principio que solo nosotros dos ^o^ ¡me emocione tanto al oírlo! ¡OMG! Es que solos, él y yo, siento que las maripositas de mi estomago están a punto de hacerme estallar por la emoción >.<
No lo se en verdad, pero espero que nos la pasemos bien en la feria y nada me lo arruine. Bueno te quiero diario, después te diré como estuvo mi grandiosa y perfecta primera cita! :3  Estoy megaultrarecontraemocionada,  enserio. Deséame mucha suerte :$ ¡Ciao! ¡Besitos!- (tu nombre)

Después de haber escrito en tu diario. Lo cerraste, no sin antes decorarlo con pequeños corazoncitos de confeti y besitos rojos y rosas. Lo cerraste con llave metiéndolo debajo de tu colchón, ahí nadie lo vería ni intentaría leerlo.

Se suponía que faltaban 4 días para verte con Bill. Tu amor secreto, pero sentías que faltaba una eternidad. A veces en la escuela mirabas el reloj cada segundo, estabas tan desesperada porque por fin fuese su cita….bueno ni tan cita.



7 comentarios:

  1. Ay q espeso Georg!!
    Pobre Bill era la oportunidad perfecta para (tn) pobres..
    Ya muero por leer el siguiente.. Me encantaa
    Bye cuidate :)

    ResponderEliminar
  2. ese pesado de Georg ¬¬ ...
    pero todavía no entiendo porque Tom y Tn se llevan tan mal e.e
    espero la sigas pronto Eva esta muy buena la ficc jajaja ya espero el capi cuando vayan a la feria haber que pasara...
    Cuidate

    Bye =D

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola Eva! -sufriendo complejidad asesina de Jack el Destripador-
    -Georg...¡jodido idiota! ¡Si pudiera te arrancaria los cesos, imbecil! -respira intentando calmarse- Querido, ¿sera posible que dejes de ser tan cotilla boca-abierta algun dia? -seria como una mujer de la alta sociedad-
    Y tu, Tom...¡A ti no te mutilo por ser uno de los protagonistas de la historia, calenturiento de piernas abiertas!...¡Sí, de piernas abiertas! Es que, es que...¡Quiero matar gente! Y tu, Georg y la rubia hueca que hablo con Bill serian el par perfecto -mirada fijamente intimidante-
    Bill, no te preocupes, ¡algun dia saldremos juntos! -mirada y voz psicopata- Ya veras que esos cabeza 'e huevo no nos estropearan la proxima cita...Porque, hay proxima cita...¿verdad? ênê D:
    PD: "Tratare de ignorar e intentar no preguntarme que cosas anduvo haciendo Tom"

    Bueno, bueno, aqui me voy o terminare despojando toda mi rabia en este inocente y sin culpa alguna, comentario ^^" Je. Sube pronto. Cuidate mucho x2. Besos. ¡Au revoir! *u*/

    «BY: UnaPsicopata#Nuri#»

    ResponderEliminar
  4. JAJAJAJA puedo jurarte que nunca paré de reír con este capítulo; es más, con ninguno de los capítulos puedo dejar de reír. Todo es tan... gracioso(?) y me gusta, aunque a veces me abrumo por como es (Tú): tan 'niñita fresa y mimada' iuuk xd, pero bueno, supongo que debo acostumbrarme -no soy de ese tipo de cosas xd-. JAJAJA muy bueno el capítulo, en serio: lo amé.
    Malditos condenadotes T.T, han arruinado la cita de Bill y (Tú): con eso fue donde reír más, y a carcajadas. Ese Georg está peor que el papá, y bueno, ¿qué decir de Tom? Todo un 'cagamomentosinteresante'. Al menos Bill y rlla tendrán la disque 'cita' en la feria. Ya quiero saber que pasará en el siguiente.

    ¡Saludos!
    Sube pronto *u*/

    ResponderEliminar
  5. Me encanto..Espero qeu Georg no haga nada malo ni intente nada
    :( Pobre bill y yo,,, 5 metiches mas,...
    Sube pronto.

    ResponderEliminar
  6. GEORG IDIOTAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA! ¬¬
    Jajaja ha estado chistoso el capi, ahora que irá a pasar en esa feria, jeje georg celoso por su hermanita que tierno *w* jaja Tom parece un niño pequeño: YO QUIERO IR A LA FERIA XD jajjaja ya ansío ver el capi cuando (tn) y tom intercambien de cuerpo !!! jaja sube el capi!

    ResponderEliminar
  7. hahahaha simplemente amo esta fic!!! :33333 ojala subas pronto!!! :'DDDD

    ResponderEliminar